Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Política de cookies ×

La incapacitación

Un familiar no tiene aptitud para autogobernarse debido a su enfermedad, no puede otorgar un poder y no tiene ingresos suficientes ni capacidad para gestionar su patrimonio ¿Qué se puede hacer? ¿Qué es la incapacitación?

Pese a la repercusión que tiene la incapacitación respecto a la limitación de derechos del incapacitado, lo cierto es que ni el Código Civil (CC) ni la Ley de Enjuiciamiento Civil (LEC) ofrecen una definición. Ésta puede definirse como la privación de la capacidad de obrar de una persona física acordada por sentencia en virtud de las causas establecidas en la Ley.
El presunto incapaz puede comparecer en el proceso con su propia defensa y representación, pero si no lo hiciere, será defendido por el Ministerio Fiscal.
Así mismo, una vez incapacitado el familiar y dada la transcendencia de los derechos limitados, el Tutor deberá hacer un informe anual para el juez sobre la situación de su tutelado y su estado de cuentas, y en todo caso para firmar contratos de compraventa, de arrendamiento, o aceptar una herencia, etc. será preceptivo el expediente de autorización judicial conforme al artículo 271 CC, o en su caso la aprobación en los supuestos del artículo 272 CC, y siempre informando al Ministerio Fiscal para que informe al respecto.
Particularidades procesales más destacables: 
• Las partes actuarán con asistencia de abogado y representadas por procurador.
• Dado el interés público, por entenderse que afectan profundamente al orden y constitución de la sociedad, existe la indisponibilidad del objeto del proceso, la investigación de oficio de la verdad material y la posibilidad de la exclusión de la publicidad.